Novedades. Babylon Rockets – “Conspiracity”

Eran las siete menos cinco de la tarde del pasado sábado cuando dos chavalitos perdían su precioso tiempo berreando a un micro de plástico mientras un tercero le daba endiabladamente a las cuatro o cinco teclas de un cacharro con el que se supone que emula a sus ídolos, en una videoconsola de muestra instalada en un centro comercial valenciano.

Paradójicamente, a apenas una decena de metros, seis tipos que por

suerte para todos crecieron cuando estos trastos no existían (que sí,

que admito que al menos en este cutre país esos juegos al menos servirán

para que los chavales oigan todo el rock que les niegan los medios

convencionales) estaban a punto de realizar una nueva descarga de rock

del que difícilmente se ve por los parajes falleros. Hasta que llegaron

ellos, claro. Babylon Rockets

es su nombre y difícilmente olvidaré la primera vez que les vi actuando

el pasado verano, cuando robaron literalmente el show a los

australianos The Devilrock Four. Por entonces, aún no tenían listo su CD

de debut, un Conspiracity (’08

Producciones Malditas) que finalmente vio la luz hace poco más de un

mes, y pasó a engrosar mi colección cuando lo adquirí en otra cita

memorable: cuando se comieron a The Last Vegas hace poco más de una

semana a su paso por Valencia.

Pero

qué tocan esos tíos, os estaréis preguntando. Lo más sencillo sería

decir que tocan hard rock, porque realmente bajo esa etiqueta se

engloban todos los temas de su repertorio, pero lo cierto es que son

tantas las referencias, los sabores que te remiten sus temas, que es un

término que parece quedarse corto para explicar lo que ofrecen. Tomando

como muestra el CD, el primer tema, On Your Stereo remitiría a los AC/DC de la era Bon Scott, mientras que Sell My Soul recuerda a los Hellacopters post Grande Rock;

aunque el paso de un tema a otro no sea traumático. Y es que, como

conocedores del terreno que pisan -no hay prácticamente un concierto que

haya asistido fuera de Valencia en el que no haya coincidido con Dany

(cantante) y Rafa (guitarra)-, el grupo parece haber recogido y aplicado

todos los clitchés del amplio espectro del rock y el hard rock y

haberlos aplicado a sus temas. Así Take A Ride podrá remitir a los Stones versión dura, Show World se oscurece en plan Turbonegro, o Once Again recordará

a Faster Pussycat, aunque al final todo acabe diluido por el tamiz

propio que aporta la solidez de fondo de los temas y la inteligencia

para saber aprovechar lo que ya está inventado sin dejarse devorar por

ello. Eso es lo que pasa en Conspiracity,

un excelente debut, muy bien producido, pero que, a pesar de ello -y de

lo que pueda parecer a cualquiera que escuche barbaridades como Can’t Stop o I Don’t Need An Alarm Clock-,

no ha sido capaz de capturar toda la potencia del grupo en directo (no

me quiero imaginar cómo sonaría esto producido por Mike Clink o Steve

Jones). Y no porque el disco no sea brillante, que lo es, sino porque

Babylon Rockets son realmente potentes sobre el escenario, como

volvieron a demostrar el pasado sábado. Seguramente se deba a que en el

álbum no se pueda ver a Dany arengando al personal, a Eloy ofreciendo su

guitarra al cielo mientras toca un solo, a Rafa y Celio tocando

mientras cantan las letras de los temas como si se los arrancaran del

alma y a Kike marcándoles a todos el ritmo (junto a Kiko ‘Suzuki

Samurai’, su última y acertadísima incorporación, tocando su hammond

mientras está de pie sobre él) para hacer que la gente, que por ahora

llega en su mayoría a sus conciertos sin haberlos escuchado en la vida,

acabe literalmente entregada. Quizás por ser incapaz de mostrar eso el

disco no sea perfecto, pero quizás por ser el que primero que les

acompañó de gira llegue a ser historia. Yo de ustedes no me lo pensaba

si pasan cerca de sus casas.

4 comentarios:

Comtessa d´Angeville dijo…

Les ando escuchando ahora los temas que tienen colgados en el myspace y de momento no disgustan pero no sé no sé…Me

fio de su criterio a la hora de juzgarles el directo y espero que sea

cierto lo que dice, porque a lo que les he escuchado le falta algo… (y en el myspace no está esa que usted dice que suena a los Hellacopters, joder)

2 de diciembre de 2008 22:11

LoRbAdA dijo…

Pues hay q tener güevos para comerse a The Last Vegas. Suenan bastante bien.

3 de diciembre de 2008 20:33

ALVARO dijo…

Qué buena esta banda, me ha encantado, gran disco y buena producción. Cuándo

vas a retomar la sección de Flashback? La echo de menos……podrías

poner algo de Warrior Soul,Love/hate, por poner un ejemplo, aunque la

verdad prefiero que nos sorprendas.PD: ahora mismo estoy escuchando

“Down at the whisky” del ultimos disco de Motlel Crue, y la verdad que

es un pedazo de disco, a la altura de New Tatoo.

4 de diciembre de 2008 18:06

TONI dijo…

Tomo nota de la recomendación. Por lo que dices pinta genial. Ya te diré qué tal.

5 de diciembre de 2008 15:43