Trips – 27 julio. Backyard Babies, Buckcherry, The Hellacopters, Wolfgan’s Vault, Alice Cooper

El próximo 13 de agosto sale a la venta el nuevo álbum de Backyard Babies.

Será el sexto larga duración de su carrera al que titularán como la

propia formación, y como adelanto ya podéis ver el vídeo de su primer

single, titulado Fuck Off And Die.

Su sello ha tenido la gentileza de remitirme una copia promocional ,

por lo que en breve os contaré por aquí lo que me ha parecido. Los

suecos, por cierto, estarán en breve por España presentándolo;

concretamente los días 1 (Vigo), 2 (Madrid), 3 (Zaragoza) y 4 de Octubre

(Barcelona). Más info en la agenda de conciertos. También en breve -el 16 de septiembre- lanzarán su nuevo álbum -que se titulará Black Butterfly- Buckcherry. Hace unas semanas también presentaban a la luz pública el vídeo de su single de adelento, un Too Drunk To Fuck en

el que tratan de repetir la jugada obtenida con Crazy Bitch (hacer un

chiste verde fácilmente censurable en los mojigatos States que les de la

publicidad gratuita que les dio aquél). Esperemos que el resto del

álbum sea mejor que el mediocre 15 y que lo que este promete este endeble single.

martes 22 de julio de 2008

Este verano se estrena una nueva

película/comedia estadounidense con el rock como telón de fondo, en la

que, para no variar, los rockeros son caracterizados como imbéciles. Su

título es The Rocker y aquí os dejo su trailer. PD: Por cierto, ya vi The Pick Of Destiny y, salvo el magnífico inicio, se trata de un subproducto lamentable. Estamos condenados.

Bruce Springsteen (Barcelona. 19.07.2008. Nou Camp)

Aunque

les pueda parecer extraño, una de las primeras cosas en que pensé al

salir del Nou Camp tras asistir al primero de los dos conciertos que dio

este fin de semana Bruce Springsteen en Barcelona, fue en una actuación

de AC/DC presenciada ocho años atrás. De aquel show, vivido también en

la ciudad condal, salí con la conciencia de ser fan de los australianos

-lo sabía antes de entrar- pero no un incondicional, pues lo hice

decepcionado porque lo que me habían ofrecido, por muy estético que

fuera, no había sido un concierto de rock en toda regla como los que ya

les había visto, sino un espectáculo, una recreación para todos los

públicos de lo que se supone que es uno de sus conciertos. Y aquél

recuerdo me servía a la perfección para comentar con mis amigos lo que

sentía tras ver a Springsteen y compañía actuar en el Nou Camp.

Springsteen sudó como se esperaba, la banda estuvo en el escenario tres

horas como se esperaba, y en cierto modo pareció hacer todas esas cosas

que los críticos de los medios de masas dicen que hacen de sus

conciertos algo tan auténtico; pero lo cierto es que lo que pudimos

presenciar fue, más que ese concierto crudo que se le presupone, la

escenificación de ese concierto idealizado.Bruce-Barna-01

jueves 10 de julio de 2008

i quieren empezar el día con un poco de mala sangre, pueden leer el artículo dedicado al heavy metal que ha escrito hoy José Ángel Rodríguez en el diario gratuito 20 Minutos a propósito del hecho de que artistas como Alice Cooper, Ozzy Osbourne o Robert Plant cumplan

este 2008 los sesenta años. El periodista (¿?) no tarda ni un párrafo

en airear sin pudor su incultura al poner en duda la calidad de Led

Zeppelin, Black Sabbath o Alice Cooper, relacionados -dice- por “la brusquedad incólume del estilo musical por el que pasarán a la historia, el heavy metal” (ojo, no llama rock a su música, ya saben que ese término se reserva para engrandecer a otros músicos).

¿Creen que el tal José Ángel se pasará los días pidiendo disculpas a

los lectores en los artículos por la bazofia a la que suele dedicar sus

páginas? ¿Por qué el periodismo musical en este país sigue en manos de

mentecatos como éste? No lo duden, pidan su despido en los comentarios a

pie de página.

Novedades. Koritni – “Red Live Joint”

Hace cosa de año y medio os hablé de ellos en uno de los primeros posts de este blog a propósito de su álbum Lady Luck, primero que lanzaban bajo el nombre de Koritni

(antes de bautizarse con el apellido de su vocalista, ya habían

publicado su debut como Green Dollar Colour). La joven banda australiana

mostraba en él un tremendo potencial y, por lo visto, en su predecesor

ya habían plasmado muy buenas maneras, por lo que se le podía augurar un

brillante futuro si seguía semejante progresión y se mostraba capaz de

trasladar la potencia de sus discos a los escenarios. No hacía falta ser

un lumbreras para verlo, y menos para tratar de rentabilizar la

expectación que Lady Luck había

despertado sobre la banda con un disco en directo. Así pues, con tan

solo dos álbumes de estudio a sus espaldas, Koritni afrontaron su primer

álbum en vivo.

Novedades. Rattlesnake Remedy – “Magic Man”

Referirse a Magic Man como

una novedad no es ciertamente acertado, y no sólo porque lo rescate del

montón de CD’s que me han estado mirando acusadoramente desde hace

muchas semanas, sino porque ya cuando llegó a mis manos se trataba de la

reedición de un álbum publicado originalmente a finales de 2006. No

obstante, fue hace unos meses cuando Bad Reputation, un sello francés

empeñado en explorar el panorama para editar en Europa lo que suponen

más interesante de la actual escena hard rockera internacional, lo

rescató del relativo ostracismo para reeditarlo con cuatro temas

adicionales (dos de estudio y dos en directo) respecto a su edición

original. ¿Pero qué es lo que vieron en el sello para acabar

decisiéndose por editar este álbum de debut de los ingleses Rattlesnake Remedy? Sencillamente,

creo que lo más atractivo del álbum y de la banda de Birmingham es la

facilidad con que han recreado la versión más aspera y cruda del hard

rock (a mitad camino entre Great White y Love/Hate) que funcionó con

éxito a finales de los ochenta en los States. Porque efectivamente, el

quinteto más bien parece -por cómo suena- sacado de algún local de

ensayo de la Norteamérica más profunda que de la industrial ciudad

británica. Sus composiciones son ricas y variadas dentro de los márgenes

que permite el género, y funcionan muy bien (hay algunas bastante

potentes, aunque tampoco para ponerse a tirar cohetes) a pesar de su

sobria producción (correcta, pero sin lujos), lo que habla muy bien de

la capacidad instrumental de la banda, lo que hace presumir unos

directos más que interesantes. Sin embargo, una nota estridente empaña a

mi modo de ver el resultado global, y esa no es otra que la aportación

de su vocalista, un Lee Stone con una voz rota (similar en la forma a la

de Bon Scott, y en algún momento a la de Axl Rose) y que saca buenas

líneas melódicas, pero que se hace demasiado presente, a veces de modo

estridente (en otras está más medido y alcanza muy buenos resultados, de

modo que dependerá de cómo se contenga). No obstante, como en el caso

de Jaded Sun, Rattlesnake Remedy apuntan buenas maneras y se puede

esperar de ellos algún fruto superior al ofrecido en este ya de por sí

interesante Magic Man. Por ahora no le han dado continuación y no hay noticias de que se hayan puesto con ello. Esperemos que no se hayan rendido ya.Este es el vídeo correspondiente al single que dio título al álbum.

Desde hace unos días tengo

guardados un par de noticias que seguramente a estas alturas ya

conoceréis. Se trata de sendos lanzamientos de interesantes álbumes en

vivo. Bueno, más bien se trata de DVDs en vivo. El de aparición más

inminente -el 15 de julio en EEUU- es el Comin Atcha Live! 2008 de Tesla,

que recoge el show que la nbanda dio en Minessota el pasado 22 de

febrero. Si recoge con fidelidad lo que vimos en sus recientes visitas a

nuestro país puede ser un bombazo (podéis ver un avance en vídeo en la portada de su web).

El otro tardará un poco más -su salida se anucnia para agosto- pero

vendrá en formato CD+DVD. Se tratará del primer testimnio discográfico

en vivo de Avenged Sevenfold, grabado al paso de su actual gira por Long Beach. También en la portada de su web podéis ver íntegro uno de sus temas.

Novedades. Jaded Sun – “Gypsy Trip”

Podría hacer mil conjeturas tratando de encontrar el porqué del repentino -relativamente, porque se viene arrastrando desde hace unos años- resurgir del rock clásico en las islas británicas y seguramente no daría con la clave. ¿Porque siempre han estado ahí pero ahora se ven como un producto más rentable que otros géneros? ¿Porque realmente hay una nueva generación de chavales que han tenido que buscar en el material añejo lo que la industria no les ha proporcionado durante años? ¿Se trata sencillamente de una casualidad? Cualquiera de estas opciones valdría y seguramente no tuviera nada que ver con la realidad, pero lo cierto es que de un tiempo a esta parte el rock se está tratando con más respeto en el Reino Unido (al menos, mejor que hace una década) y tanto de allí como de su vecina Irlanda nos está llegando una oferta interesante, con algunas bandas -The Answer, Glyder, etc.- francamente brillantes (o, cuanto menos, interesantes). Y la penúltima propuesta a destacar -porque seguramente ya habrá alguna más- sería la de Jaded Sun.

Quizás os resulte interesante una entrada que escribí el pasado sábado (en Valencia, muy lejos de Bilbao) y que publiqué en otro blog. La titulé Festivales y festivales: el timo de Rock In Madrid.

Soy un romántico

He

de reconocer que soy un romántico. Después de pasar semanas y semanas

sin asomarme para contar algunas cosas seguramente más interesantes que

ésta, han tenido que se Mötley Crüe

los que me arrastren hasta aquí. Pero es que se me ha puesto la piel de

gallina -y una sonrisa en los labios- al ver su actuación en Jimmy

Kimmel Live (hay que ver la categoría de los artistas que llevan a sus

programas los late nights estadounidenses; igual que aquí, vamos). El

tema se llama como ya sabréis, Saints Of Los Angeles, y es el single de avance de su próximo álbum de estudio de la banda, que supuestamente se llamará The Dirt (inspirado en su autobiografía), y que verá la luz el próximo 8 de julio. En este enlace podréis ver el vídeo oficial, pero yo os dejo con el show en vivo. Sí Grohl, los coros están pregrabados, pero ellos no son un peñazo.

Clásicos: BLACK STONE CHERRY. Black Stone Cherry

Un clásico. Ha costado llegar hasta aquí. ¿Qué era un clásico en Rock Trip

cuando empezó a funcionar a principios de esta década? Entonces, en la

mayoría de los casos, era la reivindicación de un disco olvidado. A los

que escribían conmigo nos gustaba -especialmente- el hard rock y por

entonces nadie daba un cuarto por él. Escribir sobre Slaughter o White

Lion era una rareza; reivindicar a Johnny Crash o The Scream, una

excentricidad. Pero eso ha cambiado en muy poco tiempo y las facilidades

que da internet para que la información -y la música- fluya, han hecho

prescindible ese rescate de discos (muchos lo siguen haciendo) e incluso

se ha sobredimensionado, hasta el punto de que en muchos sitios parece

que cualquier tiempo pasado fue mejor. Y además aquella reivindicación

solía, en muchos casos, venir acompañada de un mensaje: que la mayoría

de los discos rescatados eran únicos y especiales precisamente por el

hecho de que, además de ser buenos, casi nadie les había hecho ningún

caso en su día. Pues bien, tratando de recoger esa esencia por fin me he

decidido a reivindicar un clásico, aunque como sucedió en algún caso

puntual en el viejo RT, éste no tenga más de dos años. ¿Pero no es un

clásico al fin y al cabo? ¿Uno de esos discos que tiene toda la pinta de

acompañarte siempre? A mí sinceramente me parece que sí. Y por eso su

portada acompaña, en tamaño extra, el inicio de este texto.

Black Stone Cherry

o el debut homónimo del cuarteto de Kentucky que posa en el frontal de

su carpeta llegó hasta mí de una forma extraña. Recuerdo haber visto su

primer vídeo promocional antes de que saliera el álbum a la venta,

enlazarlo desde la vieja web, y después acordarme de ellos tiempo

después de la publicación del disco en los States (que fue en verano del

2006). Si se llegó a publicar aquí o no, lo desconozco, pues el Ruta 66

lo reseñaba hace tan sólo un par de meses (sin darle excesiva

importancia, para mi sorpresa), algunas webs lo destacaron entre lo

mejor del pasado 2007 -fecha del de la edición que poseo-, y

Roadrunner, su sello, puede presumir de ser la discográfica

internacional que peor trata a sus lanzamientos en media Europa en

general y en España en particular. Así pues, hasta meses después de su

salida, no me hice (cómo no, vía USA y dólar devaluado) con esta joya

que nada, absolutamente nada, tiene que envidiar a cualquier debut de

los grandes del rock que tengáis en vuestras casas.Y es que

estos cuatro chavales con la misma edad que la que tenían nuestros

viejos ídolos cuando empezaron, han grabado un disco sólido, sin un tema

de más y bastantes bombazos, con un sonido que, si bien no es nuevo, sí

es personal y lo suficientemente original como para sorprender a

propios y extraños. Lynyrd Skynyrd, Metallica, Soundgarden, Pearl Jam

son las referencias más comunes que se les han atribuido, aunque si yo

tuviera que elegir un álbum con el que entroncar este debut de Black

Stone Cherry sería aquella joya que grabó a mediados de los noventa Zakk

Wylde bajo el nombre de Pride & Glory. Y es que éste, como aquél,

funde en una alquimia perfecta el sonido tradicional sureño con el metal

más candente, consiguiendo una colección de temas en los que ambos

mimbres se funden de modo desigual, pero sin renunciar en ningún momento

a su naturaleza bastarda (algo que en muchas críticas se ha utilizado

para descalificarlos por puristas de uno u otro signo, pero que a mí

francamente me parece la salsa de su música). Ya el inicio de Rain Wizard,

abriendo el disco con un oscuro riff sobre un ritmo galopante que se

rompe con un grito rasgado de Chis Robertson (¡qué voz!) anunciando la

lluvia, señala la que se viene encima, pues aunque el tema es melódico

y, quitándole los artificios, constituyera una correcta tonada sureña,

son todos los redobles de bombo, los acordes abiertos y los riffs

infecciosos (además del primer solo brillante de los muchos que glosan

el álbum), los que imprimen el sello personal al tema y lo elevan a un

punto notable. Tras ella, el metal gana terreno en Backwoods Gold,

que reincide en los riffs infecciosos y en un ritmo de cadencia muy

rápida, antes de que todo salte por los aires en la excelente Lonely Train,

certeramente elegida como primer single, y que supone un ejemplar

resumen del sonido de Black Stone Cherry: contundencia (la base rítmica

de Jon Lawhon y John Fred Young es excepcional), líneas vocales muy

cuidadas y perfectamente entonadas (dobladas en este caso a dos voces

para aportar el toque sureño), solos parlantes y un estribillo de los

que son difíciles de olvidar (You

can’t judge a book, looking at the cover / You can’t love someone,

messing with another / You can’t win a war, fighting with your brother /

You wanna have peace, gotta love one another). Pero el nivel no decae especialmente tras ella, pues tanto surgen temas más amables como Maybe Someday, o más clásicos como Crosstown Woman,

que constituyen la traslación metálica más directa de un convencional

tema de southern rockcomo se construyen otros en los que el rock más

duro o el más enraizado en la cultura americana se reparten el terreno,

distando el resultado finbal siempre del mero relleno (versión bruta del

Shapes Of Things de los

Yardbirds incluida). Es en este sentido en el que es innegable que el

cuarteto no sólo domina el arte de repartir caña (escúchese Violator Girl

para más señas), sino que también, sin caer en la fácil balada, son

capaces de construir canciones exprimiendo su vertiente más melódica.

Así componen la convencional -en otros tiempos, eso sí, que ahora no es

fácil escuchar algo así- pero efectiva Hell And High Water (vídeo), en la que de nuevo cabe destacar los brillantes solos de Ben Wells y el mismo Robertson; la emotiva y más purista Tired Of The Rain con Reese Wynans metiendo su hammond, y la épica Rollin’ On poniendo un final estupendo al álbum merced a unas melodías de esas que crecen elevándote hasta el mismo cielo.Todo

eso está contenido en su álbum de debut. No hay leyendas, no hay

noticias de prensa rosa del metal, sólo, por ahora, un grupo de cuatro

jóvenes que rockean muy duro y que, si venden mucho y llenan allá donde

van, seguramente acabarán ocupando portadas, pero que por lo pronto sólo

ocupan, en el mejor de los casos, sitios residuales como éste. Pero eso

no resta no un ápice de valor a su disco, brillantemente producido por

Richard Young -padre del batería- y el ingeniero David Barrick, y

mezclado por el artesano Kevin Shirley para que suene como una bomba. Es

lo que hay, sin más misterios más allá de lo que cuesta, pese a ser

reciente, encontrarlo en una tienda no especializada de este país. Y con

todo, para mí, tan clásico o más que el resto que de los que hemos

hablado. Por lo pronto este verano andarán por Europa, entre otras

cosas, abriendo la gira conjunta de Whitesnake y Def Leppard. Y qué

queréis que os diga, a día de hoy, de ese cartel, yo iría por ellos.

12 comentarios:

lORbADA dijo…

Toda la razón. A menudo sobredimensionamos algún que otro disco con

la esperanza de que, mediante el impulso de la avidez, alguien sienta la

curiosidad suficiente como para hacerse con él. Quizas sea necesario en

estos tiempos de supervivenca musical. O puede que sea porque nos duele

que la historia no haya hecho justicia con algunos grupos, discos y

canciones.Te he enlazado en mi blog. Estais invitados.www.bunkersonico.blogspot.comSaludos

26 de marzo de 2008 18:05

RockaRolla dijo…

“…Pero eso ha cambiado en muy poco tiempo y las facilidades que da

internet para que la información -y la música- fluya, han hecho

prescindible ese rescate de discos (muchos lo siguen haciendo) e incluso

se ha sobredimensionado, hasta el punto de que en muchos sitios parece

que cualquier tiempo pasado fue mejor.” O sea, que cuando lo

haciais en la antigua Rock Trip si tenía “razón de ser” y hoy por hoy,

de la noche a la mañana, ya es totalmente prescindible…Vaya por dios,

webs como “Discos Ocultos” o “Rock And Roll Survivor” ya no sirven para

nada,no? Lo que hay que leer.

30 de marzo de 2008 0:04

Anónimo dijo…

Son temas como este ‘Lonely train’ los que me hacen pensar que el Rock sigue siendo algo que merezca la pena vivir.

31 de marzo de 2008 15:55

san free bird 72 dijo…

Totalmente de acuerdo amigo. Discazo y Rollin’ On una de las mejores

canciones de la década… hace tiempo que colgué este post en mi blog y

algún loco tildó este disco de basura afirmando no se que de unos tal

nickelblack que no se ni quienes son… hace tiempo que te tengo

linkeado… saludoswww.sanfreebird72.blogspot.com

31 de marzo de 2008 17:53

lORbADA dijo…

Nickelback son al Rock lo mismo que una hamburguesa del McDonald a la alta cocina.

3 de abril de 2008 23:25

TONI dijo…

Recuerdo que escuché un tema suyo en el coche de un amigo y flipé.

Contaba las horas para bajar a la calle Tallers o comprar el cd. no me

defraudó, la verdad.Black Stone Cherry son una muestra de lo

injusta que es la industria actual. Hace años habrían estado en la boca

de todo el mundo, hoy en cambio… en fin…

4 de abril de 2008 14:33

Anónimo dijo…

Pedazo de disco y pedazo de banda. A ver si vienen a España y demuestran lo que valen encima de un escenario

6 de abril de 2008 21:15

Quikosas dijo…

Nunca podré agradecerte lo suficiente que me hayas descubierto este pedazo de grupo con semejante debut, en serio.Sólo

diré que los pongo al ladito de los The Answer (que ya veo que también

los conoces, cómo no), en el apartado de bandas contemporáneas

veneradas. A éstos tuve la suerte de verlos en Madrid el año pasado, y

de igual forma espero que los Black Stone no tarden mucho en pasarse por

aquí.Ya hace tiempo que te tengo enlazado, a seguir igual de bien.Salud y R’n’R.

12 de abril de 2008 12:03

Sr. Mondongo dijo…

Uno de los primeros posteos en mi blog. Por si a alguien interesa ya

que no veo enlace de descarga por aquí:

http://reinodemondongo.blogspot.com/2007/05/black-stone-cherry.htmlSorprendentemente un año después el link sigue activo. Grandísima banda.Salutti!

16 de abril de 2008 11:10

Juan E. Tur dijo…

Perdón a todos por no responderos antes. La verdad es que voy de

cabeza y cuando dispongo de algo de tiempo libre para la música, me

apetece simplemente disfrutarla.Lorbada: Es cierto, muchas veces

nos precipitamos. Este disco, visto ya con distancia, tiene solidez

estar bien situado en una discografía seria. Te enlazo también tu blog.

Tiene buena pinta.Rockarolla: No me has entendido. Digo que no he de hacerlo yo porque otros ya lo hacen y seguramente mejor.Quikosas:

Me alegro de que lo hayas conocido a través de este humilde blog.

Gracias también por el enlace (y a San Free Bird). Os sigo

periódicamente.Sr. Mondongo: Menuda tiene montada en su blog!! Pero imagino que simplemente para probar antes de comprar…

22 de abril de 2008 23:41

Sr. Mondongo dijo…

Por supuesto caballero, de hecho alguno de los discos posteados los

conocí en su día a través de un blog y los compré en cuanto los tuve a

tiro. Espero que mis visitantes hagan lo mismo con lo que les guste.Gran blog el tuyoUn saludo!

23 de abril de 2008 14:39

Anónimo dijo…

Hechadle un vistazo a este video:http://es.youtube.com/watch?v=hMS74WtqpgwSi sabes de alguien que le pueda interesar mandaselo!!

28 de abril de 2008 15:04

Publicar un comentario en la entrada

Black Tide: Dejad que los niños se acerquen a mí

Paso

últimamente más tiempo pidiendo disculpas por no escribir regularmente

aquí, que contándoos cosas nuevas o interesantes, de modo que lo dejo

ya: perdonad. Eso sí, me asomo, sin aseguraros nada esta vez, para

hablaros, como me gusta hacer, de algún bombazo. Quizás ya haya escrito

alguien de ellos como merecen en alguna revista estatal, pero me

extrañaría bastante. Tardaron meses en hablar de Avenged Sevenfold, otro tanto de Airbourne, y ahora estamos leyendo los primeros halagos a Black Stone Cherry,

mientras se queman centenares de páginas adulando a las mismas glorias

cuyos viejos álbumes ya glosan nuestras estanterías. Que sí, que a mí

también me gustan, pero hablar de ellos, de sus reuniones y sus

separaciones, mientras se pasa de las nuevas generaciones o se las trata

como algo menor, hace un flaco favor al rock (el otro día escuché unos

minutos de un veterano programa de rock de emisión nacional en una cadena “especializada” y daba vergüenza ajena -Painkiller de Judas Priest y un mediocre tema de Helloween de hace diez años sonaron en tan sólo unos minutos, como si viviéramos en 1994). Al caso, que el rock vive más allá de las viejas glorias y de los nuevos inventos, y es hacia donde hay que mirar. Y mirando, mirando me encontré con ellos. Se llaman Black Tide,

son norteamericanos, la media de edad de sus integrantes no supera la

veintena, y son -habiendo escuchado sólo los tres temas que hay su espacio en Myspace- los legítimos herederos de Megadeth y Anthrax. Su disco de debut, titulado Light From Above, salió el martes a la venta en EEUU a través de Interscope. ¿Aquí? Nadie lo sabe, pero en Amazon está por 8 dólares. Yo os dejo ya con el vídeo de su primer single -Shockwave-.

Ya os digo, quizás hayáis oído hablar de ellos ya en otro sitio. O

quizás aquí fue el primero. Lo que no podréis decir es que os molesto

con tonterías. Un abrazo.

2 comentarios:

Wix Rocks dijo…

Juan, te aseguro que tonterías en este blog (y anteriormente en la

web) no he visto en el tiempo que llevo siguiendote (y no es poco).Realmente has creado escuela, tanto aquí como en los otros sitios donde has escrito. Por

otra parte, Black Tide son la nueva ola de Thrash (suavon) americano,

ya los conocía y no te puedo decir exactamente donde lei algo sobre

ellos, no lo recuerdo. Lo único importante es que se les está dando a

conocer y, como bien mencionas, algunos llevamos mucho tiempo hablando

de Airbourne, Brand New Sin, Black Stone Cherry, The Answer, Alter

Bridge o Avenged Sevenfold y es ahora cuando los (pocos) medios

“especializados” están dando un poco de eco a estos grupos practicamente

consagrados en el olimpo de la nueva oleada de Rock.Es una

lastima que revistas como This Is Rock no hayan recibido una acogida

multitudinaria y aun se sigan medios más comerciales para “mantenerse

informado” de música.Respecto a la edición tardía de discos en

España. Ya es un timo que te vendan un disco como Blackbird de Alter

Bridge a 23 euros en las pocas superficies donde se ha vendido, aun más

que un disco con más de 2 años te lo editen como NUEVO y te endosen un

precio de exclusiva mundial. Algunos discos lamentablemente no son

editados aquí y cuando se habla de importación, algunos entienden

“recargo en el precio”. Espero que sigas “pariendo” buenos post como hasta ahora, aunque sea de higos a brevas. Tus razones tendrás.Un abrazo.

22 de marzo de 2008 3:24

Juan E. Tur dijo…

Gracias por los halagos. Últimamente escribo más profesionalmente y

ésta, que era una vía de escape para mí, ya no es tan necesaria a nivel

personal. Además hay mucha gente escribiendo cosas muy interesantes por

ahí (como tú mismo), por lo que creo que lo que escribo ya no es tan

necesario en este sentido.Por cierto, buen comentario al respecto de Madrid Rock en tu blog. Llevo tiempo pensando en decir algo sobre ello.Nos leemos.

24 de marzo de 2008 21:29

Novedades. Devil’s Dandruff – “Suicide Lifestyle”

Entre

el grupo y yo, a excepción de los parroquianos del pub que cruzaban

ante el escenario para visitar con sospechosa periodicidad los lavabos,

no se interpuso nadie mientras la banda ejecutó con absoluta fidelidad

todos y cada uno de los temas de Suicide Lifestyle.

Y a mí, al tiempo que disfrutaba del concierto, me venía a la mente lo

caprichoso que es el éxito en esto del rock n’ roll. Porque ahí estaba

yo, disfrutando en directo de los malagueños Devil’s Dandruff,

a los que a penas tres semanas antes no conocía, mientras, a mis

espaldas, decenas de personas habían acudido al local dentro de su

rutina semanal y se irían de allí sin ser conscientes de lo que habían

presenciado por pura casualidad. Y es que, sin entrar a valorar el

concierto en sí, lo que allí tenía lugar, por modesto que parezca, era

un concierto de la gira de presentación de un muy buen disco, que bien

podría ser, con el tiempo, considerado un clásico.

Porque, para que un disco lo sea, sólo tiene que merecerlo y que alguien lo diga. Y aunque Suicide Lifestyle no sea Coliseum,

sin duda se trata de un gran álbum. Autofinanciado pero notablemente

producido (por Sergio Cascales), con unos temas brillantes y muy bien

ejecutados, Suicide Lifestyle

es un disco sólido de principio a fin. Su sonido, enmarcado en el hard

rock más rápido, áspero y clásico, recuerda por momentos a Supersuckers,

por momentos a Hellacopters, y se plasma en una colección de canciones

que tienden a buscar el camino rápido al corazón del oyente aunque sin

caer en la melodía más melosa. El inicio del disco con el triplete On The Loose, Go! y la adrenalínica Hangover -menudo

riff- es tan portentoso que casi supone un lastre para el resto, pues

es difícil repetir semejante grado de intensidad. Pero el resto no

desmerece -casi diría que la versión del Somebody To Love de Jefferson Airplain, a pesar de su corrección, está de más al lado de piezas como The Strange o Freeway-,

y muestra a unos compositores precisos, sacando el mayor partido a sus

habilidades en temas repletos de matices (sacan fuerza no sólo de los

riffs, sino también de los silencios, las pausas, los etc.). Mención

especial merece la voz de Sergio, que aporta matices a las composiciones

y unas líneas vocales variadas y realmente buenas.Con todo eso

se configura un álbum realmente brillante, que seguro que encantaría a

muchos que, como yo hasta hace nada, no saben ni de su existencia. Pero

así son las cosas. Yo vi a la banda actuar, y cuando dejaron el

escenario tras ejecutar una brillante versión del Search And Destroy de

los Stooges, sin mediar con ellos una palabra -así soy de seco, qué le

voy a hacer-, salí del local junto al colega que me acompañaba tras

hacernos cada uno con nuestra respectiva copia de su CD. Me gustaría

saber cuántos vendieron esa noche.

8

comentarios:

Anónimo dijo…

Qué gran banda, hace poco me puse en contacto con ellos a través de

myspace, y la verdad es que no te quedas corto en la descripción del

disco. Parece mentira la producción que tienen, qué sonido, te dicen que

son la última sensación en L.A. y te lo crees.Un saludo

9 de febrero de 2008 23:03

profe dijo…

pues nos hubiera gustado conocerte, juan!soy el profe, bajista de la

banda… gracias de nuevo por tus amables palabras y por hacernos

promoción colgando nuestro primer video en tu web…la próxima vez

espero que charlemos con unas birras y r´n´r de fondo. Un abrazo!

10 de febrero de 2008 2:59

swami dasa dijo…

MUY BUENO EL BLOG!!!!!!!!SALUDOS DESDE CORDOBA ARGENTINA, TE DEJAMOS UN POCO DE PSICO ROCK…http://www.myspace.com/elerrorrock ( 5 temas gratis para descargar )http://www.youtube.com/user/trukinyCBA ( 2 recitales completos + 1 video clip )EL ERRORPD: SE AGRADECE COMPARTIR, LA MUSICA ES DE TODOS.LARGA VIDA…

14 de febrero de 2008 17:51

Anónimo dijo…

Enormes, pedazo de discazo!Desde los primeros Gluecifer que no escuchaba nada que me gustase así!!!

25 de febrero de 2008 23:08

TONI dijo…

Tienes 100% razón, es una lástima que haya grupos que suenan genial y nunca lleguen al gran público.En fin, la cultura musical es muy escasa, por no decir casi inexistente. Gracias

por la recomendación, no los conocía. Felicidades por el blog, te leo a

menudo en busca de buenas recomendaciones como esta.Keep on rockin’

13 de marzo de 2008 12:56

capitain poon dijo…

Tremenda banda, postee sus discos en mi blog, y nunca han dejado de sonar desde entonces en mi casa. Un saludo y un gran blog.

11 de abril de 2008 11:34

Juan E. Tur dijo…

Sí son buenos, sí, y en directo clavan los temas. Sr. Poon, su blog sí que es una mina. Gracias por el cumplido.

22 de abril de 2008 23:43

Capitain Poon dijo…

Gracias por el piropo, compartimos muchos gustos

25 de abril de 2008 16:12

Novedades. Avenged Sevenfold – “Avenged Sevenfold”

Por mucho que le pese a mi colega Javier Baz (mi blogger rockero de cabecera), los norteamericanos Avenged Sevenfold, lograron en 2006, con su espectacular City Of Evil, convertirse en la última esperanza blanca del hard & heavy.

Y no sólo porque el álbum fuera un superventas a partir, primero, del

boca a boca (aunque luego en los States sí se les diera cancha vista la

legión de seguidores que tenían); sino porque el grupo, si es cierto que

no inventaba nada, bebía de las mejores fuentes (desde el heavy de Iron

Maiden al hard rock de Guns N’ Roses o Skid Row, pasando por el metal

progresivo de Dream Theater) y las fusionaba como nadie antes lo había

hecho. El disco era soberbio y lo exprimieron al máximo, pero había que

darle una continuación.Y ésta llegó a finales del pasado año,

aunque a decir verdad, fue difícil enterarse, porque después del éxito

de su predecesor, Warner pensó que lo mejor que podía hacer por él era

nada (lo mismo que hizo con el anterior en un principio). Y si eso

pasaba en EEUU, donde la promo se redujo a la grabación de un vídeo -a

día de hoy siguen con el mismo dos meses y pico después-, en España aún

se hizo peor, ya que no solo no se incidió mucho en el producto (no

recuerdo que me llegara un solo mail de la compañía y sí me llegaban los

de Papito), sino que en las

fechas posteriores a su lanzamiento era difícil encontrarlo en las

grandes cadenas de tiendas. De modo que petición a Amazon de la edición

especial con DVD extra por sólo 15 dólares (que al cambio sale muy

bien), un poco de paciencia, et voilà: Avenged Sevenfold, que es como se llama, ya está en tus manos.

Lo de llamar al cuarto -el quinto o el que sea- LP como la banda es algo muy visto e implica un mensaje claro: “si hay algo que verdaderamente creemos que nos representa es esto”,

dice. Lo hicieron Mötley Crüe cuando largaron a Vince Neil y así les

lució el pelo; lo hicieron Hamlet en nuestro país cuando quisieron

demostrar que podía ser más duros que nadie… hay decenas de casos, y

el de Avenged Sevenfold sólo es el penúltimo. City Of Evil

les había encumbrado e igualarlo era un reto, pero ellos, crecidos por

él, no sólo creyeron que lo lograrían, sino que el mérito de aquél era

sólo suyo, por lo que esta vez se meterían en el estudio sin productor y

sacarían lo mejor de sí mismos. Y claro, eso fue un error.

Veamos, el disco está bien, pero no es ni la sombra de su predecesor. Y explicarlo es bien sencillo. En City Of Evil, repitieron con Mudrock, un productor que ya les conocía de su anterior Waking The Fallen,

y seguramente éste les ayudó a materializar sus ideas, les sugirió

otras y les contuvo cuando su ambición se desmedía. Así se construyó un

álbum barroco, lleno de detalles, pero ensamblado a la perfección.

Ahora, en cambio, Shadows y compañía han dado rienda suelta a su

imaginación y no ha habido ningún punto de vista externo para

contenerlos; con lo que nos encontramos con un álbum excesivo, rozando

en ocasiones lo rococó. Porque los mimbres son los mismos, un grupo

integrado por excelentes músicos con una creatividad -o un conocimiento

del medio- desbordante, pero falta el orden. De ese modo aquí se reúne

una decena de canciones plagadas de buenos detalles, pero también con

imperfecciones, sin contención en la mayoría de los casos, o a escasa

distancia de ser algo de más envergadura pero sin alcanzarlo.

¿Es

pues un mal disco? No, pero sí una vulgar copia de su predecesor.

Garantizará buenos ratos a sus seguidores -entre los que me incluyo-

pero si somos exigentes con ellos, convendremos que podían habernos

ofrecido algo mejor. Quizás, si hubieran contado con un poco de

modestia.

PD:

Hace unos día anunciaron que ejercerán de teloneros de Maiden en su

gira veraniega Europea. Por ahora estarán en todas las fechas excepto en

las españolas. Que alguien lo remedie.

PD2:

Por lo que veo están a punto de estrenar nuevo vídeo. Corresponde al

tema A little Piece Of Heaven, del que por ahora os puedo colgar un

avance. Ahí está.

2 comentarios:

Victor dijo…

Hola! Acabo de inaugurar mi nuevo blog para apoyar al grupo de heavy

metal Third Dimension, son unos chavales de Aranjuez (Madrid) y creo que

merecen la pena, si te animas acabo de subir su primera maqueta para

descargar directamente desde el blog:www.third-dimension-metal.blogspot.comA ver si te gusta saludos!!!!!!

4 de febrero de 2008 13:45

Anónimo dijo…

Leyendo este articulo me he bajado el disco de city of evil, creí que

no había escuchado nada del grupo pero al oir la canción de “bat

country” me dije: ah coño, son estos!. Decir que la música es

muy buena, la guitarra me encanta, las melodías, el ritmo…, da

esperanzas escuchar algo así peeeero……; la voz falla, es decir,

cuando “la rompe” esta bién pero al cantar normal me parece una voz

demasiado aniñada, no hace justicia al grupo (simplemente escuchar el

estribillo de “burn it down”), una pena la verdad, con ese lastre en mi

opinión no pasa de grupo interesante.Un saludo a todos!!

8 de febrero de 2008 10:04